Laura Torrado

Doctora en Bellas Artes por la UCM, entró en contacto con la fotografía de la mano de Cristina García Rodero. En 1992 fue becada por la Fundación Peggy Guggenheim de Venecia. En 1993 obtuvo la Beca Fulbright para residir en Nueva York, colaborando con del Departamento de Conservación del Guggenheim Museum y del Museum of Modern Art de Nueva York. Durante su estancia en Nueva York comenzó a documentar fotográficamente las instalaciones y acciones realizadas, estableciendo un diálogo con el entorno a través de las poéticas del cuerpo, Transhumance 1993. A su regreso en Madrid en 1995 realiza series como Hammamel Dormitorio, Si te quise, fruto de su búsqueda en las fuentes de la tradición pictórica occidental. A partir de 2002 comienza a utilizar el video y realiza en 2003 el proyecto premiado y subvencionado por la Comunidad de Madrid, Down World y en 2004 el documental Otros hogares otras realidades premiado en la primera edición de Artes Plásticas de la CAM. En su última serie Vida suspendida 2010-2015, que se inscribe dentro de las Vanitas barrocas, genera una tensión entre Eros y Tánatos a través de la búsqueda de la belleza. En la actualidad imparte docencia en la Facultad de Bellas Artes de Cuenca de la UCLM.

A lo largo de su trayectoria se puede apreciar una fuerte influencia del teatro, a través de la representación del espacio con un carácter escenográfico y de la puesta en escena de los personajes que lo habitan. Su obra, introspectiva y centrada en la representación de lo femenino, a modo de escenario en el que siempre suceden cosas, cuestiona los estereotipos establecidos. En esta línea se inscriben Hogares y silencios 2000, Las mil y una noches 2002, Masculino y poder 2003, Pequeñas historias bucólicas 2005 o Hammam 1995 y Hammam 2013.

Presente en  Paris Photo 1997, desde entonces ha realizado numerosas exposiciones, entre las que figuran The Endless Story (Galería Bernhard Knaus, Frankfurt, Alemania, 2002), The Insides (Galería Bacelos, Vigo, 2004), Identidades críticas (Museo Patio Herreriano de Valladolid, 2006), Le jardin féerique (Fotoencuentros, Murcia, 2009), Todesfuge (Loop Barcelona, 2010), Ficciones y Realidades (Museo Arte Moderno de Moscú MMOCA 2011), la exposición monográfica La oscuridad natural de las cosas, comisariada por Mariano Navarro (Sala Canal Comunidad de Madrid, 2013), o la participación en el proyecto A Window in Berlin en el marco de la exposición A selection of Iberoamerican Video Art of Bodies & Souls, 2015, Laura Torrado in dialogue with gallery artists (Eastman Gallery, Hasselt, Bélgica, 2016), Entre los premios que ha recibido figuran entre otros Premio Altadis de Artes Plásticas (2000), Generación Caja Madrid (2002), Purificación García (2003) y Artes Plásticas del Museo de Pollensa (Mallorca, 2008) y su obra forma parte de numerosa colecciones públicas y privadas.

 PUBLICACIONES MONOGRÁFICAS: Vanitas, canto líquido, Madrid, Casa de Velázquez, 2000; Laura Torrado, Arles, Actes Sud/ Altadis 2001; Laura Torrado. PhotoBolsillo, Madrid, La Fábrica, 2005; The Insides, La Coruña, Artedardo, 2009; La oscuridad natural de las cosas, Madrid, Publicaciones de la Comunidad Autónoma de Madrid, 2013.

Pilar Pequeño

Madrid, 1944.

En 1961 conoce a José Puga, que más tarde será su marido, y que es quien la introduce en la fotografía, tanto en los aspectos técnicos como en el lenguaje propio de ese medio de creación.

En 1965 entra a formar parte de la Real Sociedad Fotográfica; allí conoce a grandes fotógrafos, como Gabriel Cualladó, Paco Gómez… y a otros que como ella en aquel momento estaban empezando, como Juan Manuel Castro Prieto, Antonio Tabernero…

Desde 1975 a 1977 reside junto a su familia en Estados Unidos, donde recibe clases de dibujo.

A partir de 1979, a fin de profundizar en el dibujo, asiste durante dos años al estudio del pintor Justo Barboza.

Durante un tiempo compagina el dibujo y la fotografía, trabajando indistintamente en uno y otro medio, y en 1982 inicia su primera serie sobre Paisaje, donde el agua, que estará presente en toda su obra posterior, aparece en forma de ríos, arroyos, niebla…

Un periodo muy importante para su formación es cuando ese mismo año José Puga, junto con Rafael Roa y Rafael Ramírez, abren en Madrid la Galería Image donde conocerá a los que exponen en la galería: Humberto Rivas, Toni Catany, Manolo Laguillo, Eva Rubinstein… y a Luis Revenga, en aquel momento crítico de fotografía del diario El País y comisario de muchas de sus exposiciones.

Entre 1982 y 1990 realiza su primer trabajo de plantas, Invernadero. Son tomas muy cercanas en las que juega con esa proximidad, con la fragmentación de la escena y con la visión distorsionada de las plantas a través del plástico para producir la ambigüedad y la capacidad de sugerir, que hace que las imágenes rocen la abstracción.

De 1985 es su serie más corta, Hojas. Nuevamente juega con la abstracción que parte de la realidad, utilizando el agua como elemento transformador.

Desde 1988 hasta 1991 viaja por Europa y Estados Unidos y realiza su primer trabajo de paisaje urbano: una serie sobre el Área Metropolitana de Washington.

En 1992 sigue fotografiando las plantas, generalmente en jardines botánicos. Las imágenes son fragmentos de una planta, de una hoja o de una flor y del efecto que sobre ellas produce la luz.

En 1993 comienza a fotografiar las plantas en su estudio, creando naturalezas muertas. Este trabajo es el más amplio y representativo de su obra, en el que continúa experimentando actualmente. Se desarrolla en torno a las transparencias.

De 2000 a 2005 desarrolla la primera parte de su serie Huellas, son fotografías de lugares abandonados; un trabajo sobre la acción del hombre en el paisaje, el paso del tiempo, la memoria y la recuperación por la naturaleza de los lugares que el hombre ha abandonado. El núcleo de este trabajo es el estudio de dos edificios con una arquitectura y un clima muy diferentes, uno situado en el Mar Menor y otro en el Baixo Miño. donde se puede apreciar cómo condiciona el carácter de las ruinas el lugar geográfico donde se encuentran ubicadas.

Con motivo de la celebración en 2005 de la exposición Don Quijote, una nueva mirada, comienza la serie Bodegones, recreando en blanco y negro la atmósfera de los bodegones del Siglo de Oro.

Entre 2006 y 2007 realiza la serie La Samanna, impresiones en la isla de San Martín, en las Antillas francesas.

En 2008 comienza a trabajar con la cámara digital y realiza las primeras investigaciones con el color concebido como lenguaje en sí mismo.

Ese mismo año inicia un nuevo proyecto, utilizando por primera vez el color, Paisajes cercanos, con fotografías del entorno natural en el que vive y de los lugares por donde pasea. Como en sus primeros paisajes, sigue buscando los cambios que producen la luz y el discurrir de las estaciones en el agua de los ríos y arroyos y en sus orillas..

A partir del 2009, incorpora también el color a sus naturalezas muertas.

En 2010 es galardonada por el Ministerio de Cultura con la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes por el conjunto de su obra.

En el año 2012 retoma su serie Huellas y vuelve a fotografiar, después de más de diez años, el edificio situado en el Baixo Miño.

En 2016 finaliza su trabajo Huellas volviendo al edificio del Mar Menor.

En 2017 es galardonada con el Premio Nacional Cultura Viva en su XXVI edición.

En 2018 la Fundación de Amigos del Museo del Prado, con motivo del bicentenario de la fundación del Museo, la invita a participar en el proyecto: Doce fotógrafos en el Museo del Prado. Doce miradas diferentes y personales que se inspiran en los grandes maestros del Museo. El resultado  se expone en el edificio Villanueva del Museo del Prado en 2018-2019.

En 2019, dentro de PhotoEspaña, presenta una exposición Naturalezas muertas, en la que  hace un recorrido por este trabajo, desde su inicio en 1993 hasta las obras realizadas en 2018 en la preparación del proyecto del Prado.

Premio a la Trayectoria Profesional Photoespaña 2019

web: www.pilarpequeno.com

 

 

 

 

 

 

 

SERIE PLANTAS SUMERGIDAS

 

 

 

TRASPARENCIAS

SERIE HUELLAS

MAR MENOR

BAIXO MIÑO

Mar Solís

Mar Solís (Madrid 1967), licenciada en Bellas Artes con la especialidad de escultura, por la Universidad Complutense de Madrid.

Desde 1997 hasta la actualidad, realiza diversas muestras individuales. Sus proyectos más destacados son “la Línea, la Curva, la Elipse”, Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM); “The Tale of unknowing Island”, Frost Art Museum, Miami; “Encuentros en el Espacio”, Museo de Arte Contemporáneo Eduardo Sívori, Buenos Aires; “Cuadernos de Viaje Madrid – Damasco”. Instituto Cervantes de Damasco, Siria; “Los Vértices de la Vibración”, Feria de arte contemporáneo Arco’09, stand de El Mundo; “El Cielo Abierto”, Museo Barjola de Gijón, Asturias; “Rincones Escogidos”, Palacio de Pimentel, Valladolid, entre otras.

Su obra se expone permanentemente en distintas colecciones entre las que destacan: Fundación Alberto Jiménez de Arellano Alonso, Instituto Valenciano de Arte Moderno IVAM, Ayuntamiento de Madrid, Comunidad de Madrid, Ministerio de Medio Ambiente y Museo Tiflológico.

Ganadora, entre otros premios de Primer Premio de Escultura de Arte Caja Madrid “Generación 2003”. Premio “Ojo crítico-Segundo Milenio” de Artes Plásticas Radio Nacional de España. Primer Premio del concurso Internacional de Escultura Caja de Extremadura. Primer Premio de Escultura “Mariano Benlliure” Villa de Madrid.

 

Su obra pública puede encontrarse entre otros espacios, en el Parque de los Charcones, Navalcarnero, Madrid. Casa de la Cultura de Navacerrada, Madrid. Ayuntamiento de Ceutí, Murcia. Parque de Escultura al Aire Libre Kasklauttanen, Laponia. Parque de Escultura al Aire Libre Kyonggido, Corea del Sur.

Deva Sand

Deva Sand es de origen francés.

Nacida en Estrasburgo, ciudad en la cual estudió y se formó como escultora en la escuela de Bellas Artes. Vive en Valencia desde 1990 donde siguió perfeccionando sus conocimientos en la facultad de Bellas Artes y en la escuela de Artes y Oficios.

Sus andaduras empezaron al ganar la beca de la Cañada Blanch y del Diario Levante, donde hizo su primera exposición individual en España.

Durante dos años consecutivos fue seleccionada y ganadora del premio de Honor de Caja Madrid y de Bancaja.

Ha participado en la primera Bienal de Valencia y durante varios años trabajó con galeristas Españoles como Tomás March y Travesia Cuatro.

En la actualidad trabaja con Pilar Dolz de la Galeria Caném de Castellón, Noemí Méndez de NocaPaper en Santander, Gertrud Gómez de la galería Santamaca de Alicante y María Tinoco de la Galeria Mr Pink de Valencia.

Participa en ferias internacionales como Arco y Just Mad en Madrid, Art Karlsruhe en Alemaña, ST_Art en Francia, Solo Project  y Art Basel en Suiza.

Obras suyas han sido adquiridas por instituciones como el Fondo de Patrimonio Artístico de la Universidad Politécnica de Valencia, la colección de Arte del diario Levante de Valencia, la colección Norte de Arte Contemporáneo de Santander, la Colección de Arte OlorVisual, la Colección de Arte Vossloh y el Fondo de Arte de la Fundación Cañada Blanch.

Susana Guerrero

Susana Guerrero

Mitología contemporánea que narra, haciendo un recorrido por un relato en el que se confunde la realidad vigilante y la extraña omnipresencia de la materia onírica de los sueños, del subconsciente y de lo mágico aunando la más descarnada experiencia íntima, la experiencia física, lo visible y lo oculto, colocando todo en un mismo plano.
Hilvanando, puntada a puntada, a modo de ritual, cada material, cada forma, cada elemento que nos aporta su carga poética y su sentido material y simbólico. Fusionando la obra con la experiencia de lo sagrado a través de la aprehensión de narraciones míticas, de tradiciones y leyendas, de rituales iniciáticos, de supersticiones o de revelaciones intuitivas más vinculadas a la sabiduría de la magia ancestral.